domingo, 11 de enero de 2009

RUTA : LIMA ---------------- AYACUCHO

HOJA DE RUTA
LIMA-PISCO-AYACUCHO
DISTANCIA: 562 KM
TIEMPO: 8 A 9 HORAS

Un viaje hermoso y de escasa dificultad, accesible a todo tipo de vehículos. Son 562 km. ( 8 a 9 horas ) de carretera en excelente estado de conservación y adecuada señalización. Cuenta con dos etapas bien diferenciadas: el tramo de la Panamericana Sur hasta la localidad de San Clemente (227 km) y la ruta hacia el este con destino a Ayacucho (335 km). Tradicionalmente llamada Ruta de los Libertadores, este camino fue conocido durante mucho tiempo como la ruta de los valientes, debido al mal estado de sus caminos. En la actualidad la totalidad del recorrido se encuentra asfaltado. Buena disponibilidad de combustible a lo largo de la ruta y abundantes restaurantes de camino. Sugerimos llevar abrigo y partir temprano de Lima, ya que es necesario trasponer varios pasos de altura a más de 4.000 msnm. Se recomienda de mayo a noviembre

LIMA - PISCO
DISTANCIA : 227 KM (132 AUTOPISTA Y 95 CARRETERA)
TIEMPO: 2 HORAS

La salida al sur de Lima es menos complicada que la que conduce al norte. Una vez traspuesto el puente Atocongo es difícil perderse. La autopista es de primera posee tres carriles hasta la altura del puente Arica sin embargo hay que tener cuidado en los primeros kilómetros, con los peatones que la cruzan, especialmente en la noche. A la altura del km18 se encuentra la única reserva natural de la ciudad de Lima, los Pantanos de Villa, de vital importancia para el descanso y alimentación de más de 160 variedades de aves. Desde enero de 1997 la Convención relativa a los Humedales de Importancia Internacional ( RAMSAR ) declaró las 396 hectáreas de esta zona como un sitio prioritario para la conservación de las aves acuáticas, reconociendolo como parte
Los totorales de villa son la única área natural protegida en el casco urbano de Lima
del corredor migratorio que siguen numerosas especies de aves a lo largo del litoral de la región neotropical. Los Pantanos de Villa se encuentran integrados al sistema hídrico del río Rímac cuyas aguas subterráneas afloran en un depresión natural. Seguidamente se pasa el peaje 3 soles en cada sentido se ubica junto a un mercadillo de objetos de playa y frutas y a un grupo de grifos con minimarket.
En el km 29, ya en el valle de Lurín, aparecen las ruinas de Pachacámac (en quechua "aquel que da la vida al mundo " ) el santuario prehispánico más importante de
la costa peruana y el conjunto arqueológico mas importante de la capital (acceso por el desvío a Lurín, en el km 26).
Algo más al sur, se encuentran las playas favoritas de los capitalinos. Se ingresa a ellas desde la vía paralela a la autopista (antigua Panamericana Sur ), por lo que si se desean visitar se deben de tomar los desvíos la altura de los km 35 o 48. Continuando por la Panamericana, se encuentran los desvíos a algunos hermosos balnearios de acceso reservado ( La Honda, Pelicanos, La Quipa y la Tiza ) y el pintoresco balneario y pueblo de pescadores de Pucusana ( km 58) en donde termina la provincia de Lima.
La célebre casa el buque (izquierda) La Plaza de Armas de Pucusana a solo una cuadra del malecón y del muelle.



Se llega luego al segundo peaje de la ruta, el de Chilca 11 soles ( ida y vuelta) y se suceden los desvíos a Chilca ( km 62 ), una antigua caleta de pescadores que cuenta con una amplia playa y una centenaria iglesia recientemente restaurada; Las Salinas, con tres lagunas que a decir de los lugareños, tienen propiedades curativas y su celebre baño de barro negro; y Lapa Lapa (km 67), un simpático balneario privado. Siempre rumbo al sur, pasamos por los desvío a las playas de Puerto Viejo ( km 72 ), San Antonio( km 79), sede sureña del Club de Regatas Lima, Boca León (km 79,5), la Popular León Dormido ( km 80), La Ensenada (km 82) y la privada Totoritas(km 86 ).
La autopista continua al sur pasamos de Bujama (km 90). Luego la playa de Chocalla, pasándola entramos en la zona conocida como Asia ( km 97 ) con todo su centro de diversiones, discotecas y tiendas. Frente a la Isla del mismo nombre existe un grupo de balnearios privados recientes ( Playa Blanca, Flamingos, La isla, Las Brisas, Cayma, Las Palmas, Los Cocos, Kapala, entre otros). Luego los acantilados y cerros de arena que flanquean la enorme playa de Sarapampa ( km 105 ) dominan la ruta escondiendo las hermosas playas de Chepeconde ( km 119,5), Puerto Fiel (km 121), Gallardo ( km 124 ) y Los Lobos ( km 126). En el km 132, aparece el desvío al balneario y caleta de Cerro Azul. Fin de la autopista, mantener la derecha ya que se convierte en una carretera de doble sentido.



El algodón fue el cultivo por excelencia de los valles del sur chico ultimamente fruticola. ( A la izquierda ) Las extensas playas de Cañete al sur de Lima.




Pocos minutos después se ingresa al fértil valle de Cañete ( km 142 ) con sus campos de algodón, espárrago, mandarina, camote y anaranjado marigold. La ciudad de Cañete ofrece buenos restaurantes (destaca el tradicional, pero costoso, El Piloto, km 137, distrito de San Vicente, famoso por su lomo saltado con tacu-tacu y sus panqueques ).
Saliendo de Cañete, la Panamericana asciende atravesando un tablazo desértico. Maneje con cuidado pues la zona está plagada de curvas y, en invierno, suele haber una densa neblina. Luego la carretera desciende a la orilla del mar en las extensas playas de Wakama ( km 179), Jahuay ( km 180 a 190 ) y Totoritas ( km 189), favoritas de los chinchanos.Es a la entrada de Jahuay que se encuentra el tercer peaje de 3 soles.
Hemos ingresado al departamento de Ica.
Cuando se sale de Cañete, luego de pasar las curvas se baja a una zona de playas.
Un desvió al ingreso de Chincha nos conduce a Grocio Prado el hogar de la célebré Melchorita.
Inmediatamente después ingresamos al valle de Chincha, después de pasar por los desvíos a Grocio Prado ( hogar de la célebre Melchorita donde al pie de su santuario se pueda encontrar siempre, el famoso frejol colao, el machacado de membrillo, entre otros dulces locales ) y Sunampe ( famoso por sus bodegas de vinos y piscos ), arribamos a la ciudad de Chincha . Disminuya la velocidad y redoble su precaución, ya que el traficó se torna pesado y la abundancia de taxis puede provocar un verdadero dolor de cabeza.

( Izquierda) Plaza de Armas de Chincha y su Catedral.

A las afueras de la ciudad está el desvió a Chincha Baja y al Puerto de Tambo de Mora ( km 202 ), ruta que conduce entre algodonales, a la Huaca Centinela y las playas de San Pedro, Barranquito y Chamberri. Un poco más adelante, justo entre los dos ramales del río San Juan, (llamados Chico y Matagente ), aparece a mano izquierda ( km 203) el ingreso asfaltado al pueblo de El Carmén ( 9 km ) y la hermosa Casa hacienda San José ( 11 km), enclaves de la cultura negra del Perú. Dejamos el valle y atravesamos nuevamente el desierto un tramo de 20 km de curvas peligrosas y, en invierno, densa neblina, para llegar a San Clemente ( km 227 ) donde se encuentra el desvió afirmado hacia Ayacucho y Castrovirreyna por la espectacular Ruta de los Libertadores. El poblado y caleta de Pisco ( desvió en el km 234 ) están a la vuelta de la esquina.





Altar en caoba de la hacienda San José





PISCO-AYACUCHO
DISTANCIA: 335 KM
TIEMPO: 6 HORAS

San Clemente-Humay
El desvío a Ayacucho deja la Panamericana Sur en la localidad de San Clemente ( km 227) y se interna hacia el este atravesando campos de maíz, algodón y espárrago a lo largo del amplio valle de Pisco. La carretera en este tramo es recta y sin pendientes. Los primeros poblados en aparecer son José Olaya (km 10), Independencia ( km 13 ) y Santa Beatriz ( km 18 ), todos dedicados a la agricultura. Los campos de cultivo van, poco a poco, dando paso a extensos tunales y, finalmente, a un paisaje árido semidesértico que acompaña al río en su errático discurrir. Así es la puerta de entrada a Humay ( km 3, 510 msnm) cuna de la venerada beata Luisa La Torre ( la Beatita de Humay ) y escenario de la masiva romería de fieles cada 21 de junio. Que según cuenta la historia quedo huérfana desde tierna edad y destacó por su caridad con los más pobres. Su humilde vivienda era escuela, taller y refugio de enfermos e indigentes. Se dice que tenía visiones premonitorias y que curaba enfermos por decenas. La fama de su santidad se extendió rápidamente por los pueblos del sur, la Beatita como se le conoce cariñosamente , murió el 21 de noviembre de 1869.




Luisa La Torre, La famosa Beatita de Humay . A medida que se sube el valle del río Pisco este se llena de fértiles campos.


Humay-Huaytará
Desde Humay la carretera continua ascendiendo suavemente y pasa muy cerca de la antigua hacienda Montesierpe ( km 34). Dedicada al cultivo del algodón fue expropiada por la Reforma Agraria y adquirida con posterioridad por la propia familia Montoya Macedo que fue quien la construyó. La casona se conserva en buen estado y vale la pena visitarla. La ruta prosigue hasta llegar a la ciudadela de Tambo Colorado( km 39, 55 msnm ) edificada durante el reinado de Túpac Inca Yupanqui, a finales del S.XV, y considerada por los especialistas como el mejor ejemplo de arquitectura incaica en la costa.




(Arriba ) La Hacienda Montesierpe en el km 34 es un punto de visita en el camino. (derecha) Tambo Colorado en el km 39.5 es considerado como el mejor ejemplo de arquitectura incaica en la costa.









TAMBO COLORADO

Con la llegada de los incas al valle del río Pisco, la ciudadela de Tambo Colorado se constituyó en el principal bastión del Imperio en la región centro-sur de la costa peruana. desde este punto se ejercía un férreo control sobre el valle y sus campos de cultivo, permitiendo mantener la hegemonía de un territorio que se convertía en punto clave a causa de su ubicación estratégica entre la costa y la sierra ayacuchana. Recibe su nombre a consecuencia del color rojizo que presentaban sus construcciones, enlucidas con estuco y teñidas con pigmentos minerales extraídos de una cantera cercana. Complementaban la ornamentación del lugar los colores amarillo y blanco, los que, en conjunto, brindaban a la estructura una apariencia formidable. En la actualidad mucho del color original se ha perdido, lavado por las lluvias, erosionado por el paso de los siglos o increíblemente deteriorado por la ignorancia de algunos visitantes. A pesar de las huellas dejadas por el tiempo y el hombre, el lugar se encuentra hoy bien resguardado, con un cerco perimetral y puertas con candado que permiten un adecuado control de las actividades turísticas.

La ruta prosigue atravesando las tierras de algunas antiguas haciendas algodoneras venidas a menos. Un tramo de curvas cerradas y una zona en la que abundan los badenes exigirá toda la atención del conductor. Finalmente la pendiente se hace algo más pronunciada y, luego de atravesar los poblados de Huancano ( km 66, 950 msnm) y Muralla ( km 76 ), se llega a la localidad de Pámpano ( km 81), donde se encuentra una importante bifurcación: el camino a mano derecha conduce a Ayacucho por la variante de Huaytará, mientras que el de la mano izquierda nos lleva a Castrovirreyna y Huancavelica. La vegetación anuncia el ingreso al fértil valle de Huaytará ( km 109, 2.658msnm), en quechua " florecera ". Una vez aquí, vale la pena ingresar al pueblo y visitar su singular iglesia, edificada sobre un palacio inca en excelente estado de conservación.

HUAYTARA

"Después de reducir a los chancas, volvióse Viracocha hacia Huaytará "grande y muy poblada de gente rica y belicosa, y que había sido del bando de los rebelados", la cual se rindió luego que el Inca envió sus mensajeros mandándoles que obedeciesen , y salieron con mucha humildad, a recibirla por señor"( Inca Garcilaso, cronista) A manera de homenaje dispuso el curaca la construcción de un gran palacio, donde aquel pudiese residir. Señalo al efecto un vasto terraplén, a 6 m. de altura sobre el nivel del pueblo, y de 74 m. de largo por 53 m. de ancho; y el edificio mismo ocupó allí un área de 29m. de largo por 15 m de ancho, aunque sin ajustarse a un plano exactamente rectangular Sus muros, fabricados con piedra de sillar, labrados con toda perfección , presentan en la base un ancho de 1,70 m y se angostan ligeramente en la parte superior. Cuenta con hornacinas trapezoidales cuya altura es de 3,80 m y ventanas interpuestas de igual estilo. El templo se encuentra en buen estado debido a que durante la Conquista se estableció allí un templo consagrado a San Juan Bautista y fue el centro de la reducción ordenada por el virrey Francisco de Toledo, cuando se efectuó la fundación española del pueblo de Huaytará ( hacia 1625 ). Más tarde, el censo de 1792 registró una población de 2.977 hab. de los cuales 2.833 eran indígenas, 115 mestizos, 5 negros esclavos y 24 españoles.

Basamentos Incas sostienen al templo Colonial de San Juan Bautista de Huaytará




Huaytará - Abra Taqra

Dejamos Huaytará con sus verdes campos de maíz y frutales para iniciar el serpenteante ascenso hacia las planicies de altura. Cuidado, los puentes y badenes son muy frecuentes en esta parte del camino. Al cabo de algunos kilómetros la puna aparece en todo su esplendor : los campos de cebada y eucaliptos reemplazan definitivamente a los molles y alisos. La pendiente se hace menos abrupta y se ingresa a los territorios de la Comunidad Campesina de Incahuasi ( km 134, 3.900 msnm ), orgullosos poseedores de una laguna (Timpasaychina) y un sitio arqueológico conocido localmente como " la Casa del Inca ". Desde allí, son necesarios sólo 13 km para trasponer el primer paso de altura: Taqra ( km 147, 4.220 msnm )


Abra Taqra a Abra Apacheta Grande

Desde Taqra la carretera ondula suavemente por la puna. Aquí son frecuentes los rebaños de alpacas alimentándose en los bofedales. Las cumbres de los cerros empiezan a mostrar los miles de años de erosión y forman caprichosas estructuras. En este tramo llama la atención el esfuerzo hecho por los comuneros y el proyecto Sierra Verde de mejoramiento de pasturas. Las planicies que observamos se conocen con el nombre de Pampas de San Felipe, y es ése también el nombre del segundo paso de altura que deberemos trasponer ( km 179, 4.300 msnm ). Aquí se inicia un nuevo descenso hasta el río Pampas, donde se ubica una importante bifurcación conocida como Puente Rumichaca ( km 196, 3.890 msnm): el camino afirmado a la izquierda nos conduce hacia Castrovirreyna y Huancavelica; la ruta a la derecha nos llevará en un nuevo ascenso hacia los caseríos de Ccahuaccpampa, Hospicio y finalmente, al abra Apacheta Grande (km 230,7 4.746 msnm ) la más alta del recorrido.

La ruta hacia Apacheta grande planea un nuevo ascenso

Apacheta Grande - Yanabamba

Dejamos el paisaje lunar del abra Apacheta Grande para iniciar un abrupto descenso, plagado de curvas, hacia el desvío a la comunidad de Paras (derecha) y el puente Supaymayo, punto de partida del canal de Choccoro que alimenta al proyecto de irrigación Río Cachi. En este punto al pendiente se modera, llevándonos, siempre a través de la puna, por los caseríos de Tunsay (km 254), sede de un importante criadero de truchas, Niñobamba (km 258) Rumichaca (km 265) y Totorabamba (km 269, 3.600 msnm )este último enclavado en un impresionante paisaje de formaciones rocosas y laderas pobladas por densos bosques de queñual. A medida que se desciende, la vegetación cambia una vez más y aparece el paisaje típico de las serranías, con poblados de techos de tejas, retamas y eucaliptos. Se trata de los pintorescos valles de Vinchos (290 km, 3.500 msnm )y Sallalli (km 300), desde donde se emprende el ascenso final al último paso de altura del recorrido: abra Yanabamba ( km 307, 3.700 msnm ).

Última Abra - Ayacucho

Desde Yanabamba el descenso es agradable y hermoso, con el valle del río Huatatas y la ciudad de Ayacucho siempre al frente. En este tramo, sin embargo, las curvas son numerosas y la pendiente pronunciada, por lo que se debe conducir con mucho cuidado. Algunos kilómetros nos llevan hasta los poblados de Cunyacc ( km 312 ), Huascahuara (km 324)y Quinuapata, hogar del célebre Señor Milagroso. desde aquí, la ciudad de Ayacucho dista tan sólo 11 km. No olvide que esta ingresando a una zona urbana. Baje su velocidad

7 comentarios:

  1. En realidad, es una de las rutas mas bonitas en todo mi Peru, ojala la conserven en buen estado para satisfaccion de todos los que nos gusta rutear.
    Lizardo

    ResponderEliminar
  2. cuantos peajes hay desde la panamericana sur en^Pisco, hasta Ayacucho?

    ResponderEliminar
  3. Desde Pisco (San Clemente), ya no hay peajes hasta Ayacucho.

    ResponderEliminar
  4. Es Enero un buen mes para viajar en esa carretera en auto propio ?

    ResponderEliminar
  5. No mucho, porque empieza la temporada de lluvias. Más recomendable es en Noviembre- Diciembre o ya Marzo-Abril

    ResponderEliminar
  6. Que tal para viajar en fiestas patrias, la carretera y la ciudad,
    Gracias.

    ResponderEliminar
  7. Excelente relato y proporcionas valiosa información. Gracias!

    ResponderEliminar